• slide tienda abacum catalog 1
  • slide tienda abacum catalog 2
  • slide tienda rf 1
  • slide tienda reaa 1
  • slide tienda rer 1
  • slide tienda mm 1
  • slide tienda rfm 1
  • slide tienda varios 1
  • slide tienda rfch 1
  • slide tienda reaach 1
  • slide tienda rerch 1
  • slide tienda marqarch1 1
  • slide tienda marti 1
  • slide tienda joyas 1
  • materias primas europeas sin explotación de seres humanos 2 2

banner productos tienda

Escribe Herbert Oré Belsuzarri.

Pero no solo son las pirámides de Caral que nos inquietan, también están las pirámides de la Cultura Moche de la Costa Norte del Perú.

Las pirámides moches se caracterizaron por estar construidos con adobes. Los adobes para la construcción de las pirámides de la Huaca del Sol y la Luna, la de Sipán o El Brujo tienen 2 características importantes: eran hechos con moldes y tenían la marca del fabricante. La fabricación con moldes permitía tener adobes con las mismas dimensiones y calidad. En la cara superior del adobe se hacían unas marcas. Estas eran puntos y rayas, o aspas. Se cree que las marcas corresponden a la comunidad que los fabricó, y que servían para controlar la cantidad de adobes con los que contribuían en la construcción de la Huaca. En la piramide de El Sol se han encontrado por lo menos 96 marcas distintas.

En una vasta y rica región de América, el pueblo Maya creó una de las más originales y grandiosas civilizaciones antiguas. 

Se dice en muchos sitios que los Mayas no constituyen a un grupo homogéneo, sino un conjunto de etnias con distintas lenguas, costumbres y realidades históricas, pero que comparten rasgos que nos permiten integrarlas en una unidad cultural, la cultura mesoamericana. Sin embargo, no todos los estudiosos están de acuerdo con esto y muchos abogan por una única etnia que, después como es lógico se pudo mezclar con otras que ocupaban territorios contiguos.

 

El sistema numérico de los Mayas era simple y, al mismo tiempo muy preciso. Su base es el 20 y no el 10 como lo es para nosotros occidentales.

El punto tiene un valor numérico de 1 y la raya de 5.

También tenían un signo para representar el cero.

Así podían contar hasta 19. Para hacer números mayores (igual que nosotros para hacer números mayores de 9) tenían que colocar esos signos en determinadas posiciones. Al ser un sistema vigesimal, o sea, que considera el 20 como unidad básica para la cuenta, cada espacio que se avanza en el número representa 20 veces más que el espacio anterior.

Y luego estaban los nombres de los valores: kin, las unidades; vinal, los 20; tun, los 400; katún, los 8.000; y baktún, los 160.000.

 

 

“Ha llegado el momento” de sacar a la luz esta información “por el bien de la Humanidad”. Con semejante declaración de intenciones los gobiernos de México y Guatemala han decidido hacer públicas diversas pruebas que han permanecido ocultas hasta ahora y que, supuestamente, demuestran que hubo una visita extraterrestre a la civilización maya.

Los contactos de los extraterrestres con los mayas han sido un argumento recurrente para aquellos que defienden no sólo que no somos los únicos habitantes del universo, sino que algunos de nuestros vecinos ya se han puesto en contacto con nosotros. Ahora, un documental que prepara el cineasta mexicano Juan Carlos Rulfo, hijo del escritor Juan Rulfo, pretende sacar a la luz las pruebas “definitivas” de que los aliens visitaron a la civilización maya.

 

La mayoría de los códices Mayas originales se quemaron durante las primeras semanas de la conquista española en 1519 por orden de la Iglesia Católica Romana.

A continuación, Los Reyes Españoles, nombraron al padre Diego de Landa que supervisó la quema, que redactara un libro que resumiera las creencias de los Mayas, para lo cual regresó a Guatemala y redactó un libro, Redacción de las cosas de Yucatán,  tendencioso y lleno de inexactitudes, por ejemplo que todos los Mayas adoraban a Jesucristo, cuando ni siquiera habían oído hablar de él.

La leyenda dice que solo cuatro auténticos códices se salvaron de la quema, lo cual ha sido objeto de numerosas búsquedas al estilo del Grial por no menos numeroso personajes al estilo de Indiana Jones y se dice que están en manos angloeuropeas.

Junto al desarrollo de ciencias exactas como la astronomía y las matemáticas, y de artes como la arquitectura, los mayas crearon una explicación sobre el origen del mundo, la forma del universo y las deidades que lo habitan.

    Esta manera de interpretar el cosmos y de vincularse con él determina la vida cotidiana y da respuestas a las interrogantes místicas y religiosas de la comunidad. Define, asimismo, lo sacro y lo profano, el pasado, presente y futuro, y el papel de cada persona. Incluye a dioses benévolos y malignos, remotos y cercanos. Se ocupa también de la muerte, la estancia en el más allá y la reencarnación.

    Estamos, pues, ante una cosmovisión que atribuye a divinidades la clave de todo.

Webs amigas

Gran Logia de España

  • slide empleo 1
  • slide empleo 2
  • slide empleo 3
  • slide empleo 4